Juventud e ilusión para el arranque de feria

paseillonovillerosLa feria taurina de Ntra. Sra. de la Salud abre este jueves su edición 2016 con una novillada sin picadores que anuncia a seis jóvenes aspirantes, la mayoría de cordobeses, que buscarán un triunfo siempre necesario cuando se andan lo primeros pasos en la profesión y más aún en un escenario relevante, como es Córdoba, plaza de primera categoría. Para la ocasión, se han embarcado seis erales de Zalduendo, ganadería de las llamadas “de garantías”, aunque hablando de garantía, cabe recordar que aún están en la memoria los magníficos encierros lidiados en el coso califal por las ganaderías cordobesas de La Quinta y La Morantilla durante dos años consecutivos, los dos últimos que se anunciaron novilladas sin picadores en el ciclo. Ambas fueron en terna, en 2013 y 2014, teniéndonos que remontar a 2012 para encontrar el último festejo menor que anunció a seis novilleros de luces en “Los Califas”.

elrubioPrecisamente uno de los novilleros que actuó en los dos últimos abonos con novilladas sin picadores en Córdoba es José Antonio Alcalde “El Rubio”. Nos encontramos pues ante un “veterano” del escalafón, que como tal afronta una cita crucial para el futuro. “Este festejo tiene un peso importante en cuanto a responsabilidad para mí, ya que soy un novillero que lleva tiempo sin picadores y que ya ha toreado varios años en la capital, así que la gente querrá ver a un novillero cuajado, que está casi para debutar con caballos, por lo que habrá que intentar estar a la altura, lo mejor posible, y así tener la posibilidad de llamar a puertas que nos puedan brindar un debut con picadores”. Para llegar a ese objetivo, “El Rubio” cuenta con otra baza importante esta temporada, ya que de nuevo se ha clasificado para el Certamen de Novilladas sin Picadores de la AAET “Pedro Romero”, en cuyo festejo de selección actúa el 19 de junio en Zufre, teniendo previamente otro compromiso en la localidad manchega de Brazatortas. Para José Antonio, tener una nueva oportunidad en el ciclo de novilladas andaluzas supone “un gran escaparate donde hay que dar la cara e ir superando fases para intentar ganarlo. Sería importante que un novillero de Córdoba quedara bien clasificado y abriría también muchas puertas”. En cualquier caso, “El Rubio” espera que esta sea “mi última temporada sin picadores, aunque soy consciente de que las cosas están muy complicadas para debutar y no quedarte parado. Lo que se busca es una persona que te pueda dar continuidad, toreando varias novilladas después de debutar. De todas formas, en mi mente está que esta sea la última temporada sin picadores e incluso, si las circunstancias se dan, dar el salto para final de esta misma temporada”.

romerocamposEn similar situación en cuanto a objetivos se encuentra Juan Romero Campos, otro novillero con la experiencia previa de haber pisado de luces el Coso de Los Califas. Por ese motivo, afirma que “esta vez siento la presión un poco más que otras veces, ya que es un momento en que la gente ya te conoce o incluso pueden tener ya un interés en ver cómo te desenvuelves y cómo has evolucionado, por lo que tanto ellos van a exigir algo más como yo también a mí mismo. La primera vez, por ejemplo, podía más la ilusión de vestirte de toreo en Córdoba y la presión quedaba un poco a un lado, pero ahora te das cuenta de que ya no vale cualquier cosa y de que la gente, con toda la razón, te puede exigir más, así que por supuesto hay muchas ganas de torear en Córdoba pero también está esa sensación de que pesa un poquito más en este momento”. A esa presión, se añade también el condicionante de contar con una sola oportunidad, ya que la novillada es de seis erales para seis novilleros. “Eso es algo que también influye, ya que hay solo un cartucho y tiene que ser tiro al blanco a la primera. No se puede quedar nada atrás”. Dicho esto, en cuanto a la trascendencia de la tarde de cara al futuro, Romero Campos siente que “estar bien en tu tierra sirve mucho a nivel personal, interiormente, ya que es importante el compromiso que uno siente con la gente cercana y con uno mismo para que no escape el triunfo en un día bonito y con una novillada de lujo. Si además de salir las cosas bien, se abren puertas, estupendo. No obstante, soy consciente de que ni por muy bien que se dé se va a solucionar la temporada ni al contrario, pero está claro que interiormente un triunfo me va a servir y, por supuesto, servirá de cara a que en Córdoba podamos seguir contando de cara al futuro”. Un futuro que sigue pasando, en lo más inmediato, por cambiar de escalafón en cuanto se de la oportunidad. “Así es. Esa es la idea desde principio de año y así sigue siendo. Me siento capacitado para debutar con picadores aunque también soy consciente de que en mi situación no puedo plantearme un objetivo de debutar en una fecha o plaza determinada, ya que no se dan las circunstancias. Por eso, lo que tenemos en mente es aprovechar la oportunidad que se nos brinde, siempre que las condiciones sean mínimamente buenas y aceptables, para debutar con picadores”.

IMG-20140809-WA0026También con el cambio de escalafón en el horizonte inmediato, llega a Córdoba Carlos Jordán. El de Villanueva, que por primera vez actuará ante la afición de la capital, siente “mucha ilusión, por ser la primera vez que toreo en Córdoba, aunque también gran responsabilidad, ya que al ser plaza de primera y además la de mi tierra, pesa mucho”. Se da la circunstancia de que hace dos temporadas Jordán estuvo a punto de anunciarse en una de las novilladas sin picadores de la feria, causando baja a última hora, antes de presentarse los carteles, por criterio empresarial. Recordando aquello, Carlos valora que “sinceramente, no pienso que me quitara nada respecto a cómo estoy ahora. Creo que si no estuve anunciado fue para bien y que ahora me encuentro en un momento mucho mejor, más preparado para el compromiso”. Además de ser su primer paseíllo en Córdoba, será también el primero de la temporada para él. “Está claro que pesa muchísimo más, pero las circunstancias son las que son, así que hay que mentalizarse en que, aunque sea la primera, hay que ir como si lleváramos unas pocas toreadas. No queda otra. En mi mente solo está que hay que cortar las orejas como sea”. Por último, el deseo de Jordán es que “esta tarde tenga repercusión y sirva para el futuro. Que un triunfo, tanto mío como de mis compañeros, se vea reflejado y recompensado con más oportunidades. Para mí, a nivel personal, esta tarde lo supone todo. Es la única novillada que tengo ahora mismo y voy con la idea de salir reforzado y con más puertas abiertas. Es ahora o nunca. Una oportunidad muy buena, en plaza de primera y con una novillada extraordinaria, de decir aquí estoy yo”.

rocioromeroPrimera vez también, aunque en este caso de luces, puesto que ya trenzó el paseíllo de corto en “Los Califas” en dos ocasiones, para Rocío Romero. La de Ciudad Jardín viene de protagonizar un esperanzador y destacado inicio de temporada, en la que sigue dirigida por “Ecijano II”, alzándose con el triunfo el bolsín de Peñaranda y llegando a las finales del “Alfarero de Plata” y Bougue, destacando también en una reciente novillada celebrada en la localidad jiennense de Santisteban del Puerto. “Está siendo una temporada muy bonita hasta el momento. Se está toreando y estamos consiguiendo algunos objetivos de los que nos habíamos propuesto a principio de año, quedando todavía muchísimos por conseguir y aún más cosas por mejorar en mi toreo. Por eso pienso que cada tarde es una nueva oportunidad para demostrar evolución y para ratificar lo hecho anteriormente”. En estas circunstancias, Córdoba se presenta “primero como un sueño hecho realidad, que es verme vestida de luces en la plaza de mi ciudad. A partir de ahí, con la máxima responsabilidad y exigencia por mi parte, ya que hay que darlo todo y, como he dicho siempre, con la idea de que Córdoba se merece lo mejor de uno mismo y aquí hay que venir al máximo posible de preparación y mentalización, porque son días para tener la seguridad de que salga lo que salga por chiqueros se va a estar bien”. Así, Rocío tiene claro que “esta tarde significa mucho. Es un examen importante, como lo han sido las tardes anteriores de esta temporada y de la anterior, porque todo suma, pero está claro que aquí hay condicionantes de mucho más peso y vengo con la mentalidad de afrontarlos, responsabilizada al máximo e ilusionada con compartir cartel con mis compañeros y, por supuesto, con competir y salir reforzada”.

34669475856Sevillano, aunque vinculado a Córdoba por ser alumno de la escuela taurina de la capital y por tener alguna raíz familiar en la tierra, Fernando Navarro se presentará en “Los Califas” después de haber pasado dos años y medio en la escuela de la Fundación “El Juli” y llegar, hace unos meses, a la escuela del Círculo Taurino de Córdoba. “Es mi primer compromiso de gran responsabilidad en una plaza de esta categoría. El único precedente, aunque menor, lo tengo en Francia, donde actué el pasado año en Saint-Sever, aunque está claro que lo de Córdoba es mucho más. Lo afronto con la tranquilidad de llevar los deberes hechos y con la ilusión de que las cosas salgan bien. Es una feria importante y una novillada bonita, de una ganadería que ya este año he tenido la suerte torear, en La Puebla del Río, donde las cosas salieron bien”. Para Fernando Navarro, estar en la escuela cordobesa le ha supuesto “un beneficio en cuanto a preparación física y técnica. Es en esos aspectos donde más lo he notado”. También, ha tenido la oportunidad de postular como aspirante al Certamen de Novilladas sin picadores de la AAET “Pedro Romero”, para el que obtuvo su clasificación y en el que participará en el primero de los festejos de selección, que será el domingo 29 de mayo en Santa Olalla del Cala. “Es otra gran oportunidad que intentaré aprovechar, ya que junto a Córdoba me supone un aliciente, pues solo estar anunciado ya ayuda. Por eso quiero triunfar, para así poder tener la posibilidad, por ejemplo, de torear este verano en el certamen de novilladas de Sevilla”. Su objetivo para temporada, por tanto, pasa por “torear lo máximo posible para coger oficio y rodaje, buscando el debut con picadores. Pienso que estar más tiempo sin picadores no será beneficioso”. Por lo pronto, espera tener un buen estreno en “Los Califas” y ante la afición de Córdoba, ya que “es una afición a la que no conocía y me ha sorprendido positivamente, por su interés y puesta al día de todo lo relacionado con lo que ocurre a nivel taurino”.

fernandonavarroTampoco nacido en Córdoba, malagueño de nacimiento, aunque también vinculado con nuestra tierra, por ser actual alumno de la escuela taurina de Lucena y por esta emparentando con la ganadera Centeno Guerra, además de por su relación de amistad con muchos toreros y profesionales cordobeses, Carlos Jiménez Blázquez se presentará en “Los Califas” de luces, después de haber actuado en las dos ediciones anteriores de la Becerrada “Homenaje a la Mujer Cordobesa”. “Ahora es distinto, lógicamente. Los dos festejos anteriores me sirvieron para coger experiencia y que la gente me conociera un poco. De hecho, la primera vez que toreé en Córdoba fue mi debut en público. La de ahora es un tarde mucho más importante, de mayor responsabilidad y en la que me gustaría conseguir un triunfo que me sirviese para el futuro”. Después de dos años en la escuela taurina de Málaga, Jiménez Blázquez, pasó a pertenecer a la escuela taurina de Sevilla por motivos de residencia, ya que se marchó a la capital hispalense a estudiar. Sin embargo, este año ha decidido dejar aparcados los estudios y centrarse en su carrera taurina. “Está siendo mi primer año dedicado por entero al toro, viviendo en torero, y la verdad es que me está sirviendo y me está aportando mucho. He podido pasar una buena temporada en el campo, donde he podido torear y aprender bastante”. En la actualidad, tiene como apoderado a Paco Dorado, y junto él se ha marcado como objetivo “torear lo más posible y, por supuesto, aprovechar todas la oportunidades. Después de mañana, tengo Antequera y Mijas“. La de Córdoba es la primera que se presenta y “no hay que dejarla escapar”, concluye el malagueño.

Así pues, todo servido para una apertura de feria en la que juventud e ilusión serán el estandarte de una tarde en la que, esperemos, se siembre mucho y bien para el futuro.

Juan J. Espinosa